Seguridad e higiene: un auge que no se detiene

Seguridad e Higiene, mucho interés en cursar la carrera.

El boom petrolero de los últimos años mantiene alto el interés en la región por cursar carreras relacionadas.

Seguridad E Higiene

La importancia del desarrollo de las tareas laborales con estándares altos respecto a los cuidados de instalaciones, maquinarias y trabajadores, tiene eco en la demanda constante de profesionales especializados en este campo.

Los técnicos en seguridad e higiene son quienes asumen el control y el escrutinio intensivo de las instalaciones industriales, elaborando informes e investigando la amplitud de variables que posibilitan el desarrollo de las tareas con los mínimos riesgos posibles.

Uno de los lugares donde se dicta esta carrera en Roca es el Instituto KB, que suma más de una década matriculando estudiantes. Su director, José Maidana, explicó que la Tecnicatura en Seguridad e Higiene Laboral comenzó como oferta educativa en 2004, teniendo un pico en su matrícula dos años después. “El mayor auge se dio en 2006, llegando a una matrícula de 75-80 alumnos, y se tuvieron que programar dos cursadas”, detalló.

Según Maidana, la “explosión” por la carrera se produjo después de que las aseguradoras de riesgos del trabajo (ART) comenzaran a demandar a las empresas la incorporación de técnicos en sus plantillas. Es así como a una salida laboral casi inmediata se sumó la poca extensión del cursado, y la demanda por estudiar esta tecnicatura aumentó notablemente.

Aún así el dictado sufrió importantes bajas, desde 2009, en la especialización en el campo frutícola, arrastradas por la crisis que vive ese sector desde entonces. Justo lo contrario ocurrió con la especialización en el terreno petrolero, que no ha dejado de aumentar, de acuerdo a lo expresado por el director del instituto.

Desde 2015, la tecnicatura se dicta en dos modalidades: con cursado de lunes a viernes, una materia por día; o cursado intensivo, dos días a la semana. Esta última modalidad fue implementada debido a los incrementos en la cantidad de inscriptos, y responde también a ofrecer facilidad en el cursado para estudiantes que trabajan o tienen otras actividades. Maidana explicó en relación a esto que una parte no menor de su alumnado está compuesta por personas que van de los 25 a los 40 años.

Pese a la baja en la industria frutícola, desde hace algunos años la demanda de técnicos en seguridad e higiene ha aumentado en sectores como la minería y el turismo. Mercados que se diversifican requieren especialistas en el norte del país y la zona cordillerana de la Patagonia, y mantienen altas las matrículas.

FUENTE:

, , , ,

Deja un comentario